Qué es el defecto maxilar

¿Qué es el defecto maxilar?

El defecto o hipoplasia maxilar es una deformidad dentofacial que se basa en una malformación o desarrollo incompleto de la región maxilar, en concreto, del maxilar superior.

Generalmente tiene connotaciones hereditarias de modo que es común en algunas regiones donde sus habitantes nacen con un defecto de crecimiento en esta parte de la cara.

“La solución más efectiva para corregir la hipoplasia maxilar es la cirugía. A través de ella conseguimos mejorar la apariencia estética del paciente y otros problemas de carácter funcional que hayan aparecido asociados a este trastorno”.

 

 

 

Dr. Eugenio Lalinde
Apariencia defecto maxilar

¿Cómo es su apariencia?

Las personas que poseen un defecto maxilar tienen la cara plana. El labio superior, que suele ser muy fino, se presenta hundido al igual que la base de la nariz.

En cuanto a la mandíbula, como hay un defecto de desarrollo vertical, suele estar rotada hacia delante, y el mentón se muestra avanzado.

El defecto maxilar puede provocar malformaciones congénitas como el labio leporino o las deformidades craneofaciales como el síndrome de Binder.

Rostro plano

Una cara muy plana resulta poco estética en hombres y mujeres, pero aún mucho más en ellas. El defecto maxilar genera este efecto en el rostro y a muchas personas les afecta psicológicamente. La cirugía es una alternativa para solucionar esta malformación.

Hipoplasia maxilar rostro plano
Posición de dientes en defecto maxilar

Situación de los dientes

En el defecto maxilar la situación de los dientes se corresponde con una clase III. Esto quiere decir que los dientes superiores se encuentran retrasados respecto a los inferiores.

En estos casos, generalmente hay un espacio entre los incisivos superiores que se encuentran hacia atrás y los inferiores adelantados.

Precio de la corrección del defecto maxilar

En el Instituto Dr. E. Lalinde realizamos siempre un estudio previo de cada caso. En función de lo que necesite cada paciente acordamos un precio que se ajusta a las expectativas personales.

Defecto maxilar precio

Enfoque del tratamiento

Para abordar la hipoplasia maxilar se busca lograr un avance del maxilar superior. El objetivo es adelantar la estructura ósea con sus piezas dentales para otorgar un soporte mayor al labio superior y a la base de la nariz.

De esta manera conseguimos que los dientes superiores estén más expuestos y mejoramos la estética facial.

Beneficios

Corregir un defecto maxilar implica una mejoría sustancial del maxilar superior. De este modo, conseguiremos alcanzar una sonrisa correcta, entre otros aspectos beneficiosos.

Estéticamente los cambios se aprecian enseguida y psicológicamente muchos pacientes se sienten mejor al ver que su rostro es más armónico y atractivo.

Defecto maxilar antes y después

Defecto maxilar antes y después
Antes y después de defecto maxilar

Hipoplasia maxilar opiniones

Artículos relacionados con defecto maxilar

Procedimiento en el defecto maxilar

¿Cómo planificar y preparar esta cirugía?

Se realiza un diagnóstico clínico y radiológico completo de cada paciente. Se tienen en cuenta elementos funcionales como la mordida y de qué manera están implicados tanto el maxilar como la mandíbula.

A través de esta serie de pruebas se busca una solución adaptada a las peculiaridades de cada persona. Es importante además tener claras las ideas respecto a las expectativas.

Después de establecer el tratamiento procedemos a informar con todo detalle al paciente en cuanto a las medidas a adoptar previas a la intervención.

Tipos de anestesia

La anestesia a aplicar en estos casos depende de varios aspectos. Por ejemplo, si el paciente ha decido combinar o no con otros tratamientos la corrección de este defecto. Nuestros cirujanos te indicarán qué es lo más apropiado.

La intervención

En la corrección de un defecto maxilar se practica un avance de la parte ósea del maxilar superior además de recolocar el hueso que soporta los dientes.

Este procedimiento forma parte de la llamada cirugía ortognática o cirugía de los maxilares, es decir, la corrección de los maxilares por medio de una operación. Normalmente se combina con ortodoncia para el reposicionamiento de los dientes.

 

Dónde se realiza

Nuestros cirujanos realizan las intervenciones en la Clínica La Luz de Madrid. Como medida preventiva se suele recomendar pasar una noche en el hospital, aunque en muchas ocasiones no es necesario.

Defecto maxilar postoperatorio

El postoperatorio suele durar tres semanas y durante el mismo es posible que sientas molestias que se calman con medicación específica. De hecho, después de la operación tu cara probablemente esté hinchada.

Notarás tensión en los extremos de tu boca, que sólo podrás abrir ligeramente. Y, además, varias zonas estarán entumecidas (sobre todo, el labio inferior).

Es necesario mantener una dieta especial y una higiene bucodental muy estricta para evitar la aparición de infecciones.

Al principio se pueden realizar actividades moderadas como caminar, que activa la circulación y contribuye a reducir el riesgo de inflamación.

Resultados definitivos

Para apreciar los resultados definitivos será necesario esperar un tiempo. El postoperatorio no es muy extenso, pero la apariencia final es algo que puede tardar un poco más.

La nueva imagen de nuestro rostro será evidente y esto genera un gran bienestar psicológico entre los afectados.

Rasgos físicos del defecto maxilar

Preguntas Frecuentes

¿Cómo son las cicatrices de esta cirugía?

En la cirugía ortognática los cortes se efectúan en el interior de la boca, en la mucosa oral. Así la cara no se desfigura con cicatrices, y además éstas no son visibles.

¿En qué consiste el tratamiento ortodóncico final?

Constituye la fase final del tratamiento y se realiza entre 6 y 12 meses.

Después de que los maxilares han cicatrizado correctamente y la oclusión es estable el ortodoncista debe corregir la posición de cada diente de forma individual.

El tratamiento ortodóncico final, comenzará a partir del segundo o incluso cuarto mes después de la cirugía, dependerá de cada caso, pero nunca antes. Esto es así porque el proceso de cicatrización no está completo hasta transcurrido al menos un periodo de 60 días mínimo.

¿Cuánto tiempo tardaré en estar bien?

Tu apariencia va a mejorar en pocos días, aunque la inflamación puede tardar en desaparecer cerca de un par de semanas. A partir de este momento, te empezarás a sentir mejor cada día que pase.

¿Qué complicaciones pueden surgir?

La cirugía ortognática es una cirugía electiva que realizada en manos de expertos tiene unos riesgos bajos.

Existe riesgo de infección y de sangrado, como en toda intervención, para lo que se recetan antibióticos y además se realizará una sutura hermética. Durante la intervención, cualquier punto de sangrado será coagulado.

Pueden darse alteraciones en la sensibilidad de labios, mejillas o lengua, pero desaparecen en pocas semanas.

¿Alguna otra duda?

Acepto la protección de datos de LOPD

Para más información o concertar una visita

Llama al 91 386 03 18 o déjanos tus datos

Garantizamos tu privacidad. Tu información no será guardada ni recibirás spam.

Acepto la protección de datos de LOPD