Reconstrucción de órbita y párpados

Sobre los tumores de órbita y párpados

Los tumores de órbita pueden afectar tanto las partes blandas de la órbita, los párpados y toda la estructura del ojo, como al contenido de ésta cavidad, situada en la región facial.

Por lo tanto, los tumores varían entre los cutáneos, típicos de cualquier zona que tenga piel, los tumores de glándulas lagrimales, tumores provenientes de la estructura ocular, tumores derivados del nervio óptico y finalmente los tumores derivados de las estructuras adyacentes.

Para más información o concertar una visita

Garantizamos su privacidad. Su información no será guardada ni recibirá spam

Cuáles son los tumores orbitarios más frecuentes

Dentro de los tumores de orbitarios más frecuentes, quizás los más habituales están relacionados con los párpados, no obstante, existen algunos tipos de tumores menos frecuentes como los angiomas de la región orbitaria que requieren un tratamiento y una reconstrucción muy exhaustiva.

Qué síntomas tienen

La mayor parte de los síntomas de dicha región están relacionados con masas que ocupan volumen dentro de la órbita Y del ojo, y por lo tanto tienden a protruirlo hacia fuera. A ésta sintomatología se le denomina exoftalmos. Por cualquier molestia en dicha área se recomienda acudir a un especialista.

Cómo se diagnostican

El diagnóstico se base en metodología clínica, se procede a la exploración del funcionamiento ocular, de los movimientos del ojo y la exploración de las zonas que son visibles a simple vista.

El tratamiento se completa con exámenes radiológicos, tomografías computarizadas y resonancia magnética nuclear.

Tratamiento

El tratamiento de la región orbitaria se divide en:

Tratamiento de los párpados: que se reconstruye mediante la aportación de partes blandas y de mucosa.

Tratamiento de tumores de órbita: benignos, en cuyo caso el tratamiento sería la rescisión del mismo; y malignos, donde se procede a la extracción de todo el contenido de dicha región.

Finalmente es necesaria una reconstrucción de los defectos grandes, con aportación de tejidos blandos y realizando la reconstrucción estética de dicha área mediante la aplicación de prótesis.

¿Es posible la reconstrucción inmediata?

Sí es posible, de hecho la extirpación y reconstrucción de forma inmediata facilita en forma importante el hecho de que el paciente vuelva a retomar su vida social.

En cuanto a cómo se lleva a cabo la reconstrucción, cada zona de la órbita requiere unas técnicas distintas. En cada caso en particular debe seguir nuestra recomendación. Le indicaremos exactamente qué es lo que se puede hacer en cada caso, con objeto de recuperar la mayor integridad del área.